I.     Porque existen Gestores de stocks, pero no hay Gestores de stocks Excedentes, especializados en su localización y en la maximización de su rentabilidad, a través de la búsqueda de salidas alternativas a los mismos. Es decir, una vez localizados esos materiales excedentes: ¿Qué hacemos con ellos?
​​​​​​​


II.     Porque existen empresas de compra-venta de excedentes, pero no hay organizaciones dedicadas a descubrir las oportunidades detrás de esos materiales tan ignorados, y ofrecerlas directamente y en exclusiva a sus propietarios.


III.    Porque existen compañías de compra-venta de materiales usados o en mal estado, pero ninguna focalizada en minimizar el riesgo de que los materiales lleguen a esos estados de obsolescencia y consecuente pérdida de valor.